Saltar al contenido
Patologias.net

Punción pulmonar

paaf de pulmon

Indicaciones de una punción de pulmón (PAAF)

La principal indicación para realizar una punción pulmonar por aspiración con aguja fina es el diagnóstico de lesiones intratorácicas sospechosas de malignidad. Aunque también se puede utilizar para diagnósticos de infección o procesos benignos.  Actualmente, todas las localizaciones intratorácicas, incluyendo mediastino y lesiones hiliares profundas se pueden puncionar de manera segura con la ayuda de una TAC (tomografía axial computarizada) o de una ECO. Para prevenir el neumotórax, se utilizan pruebas de función pulmonar y la radiología.

tac paaf pulmon

Una PAAF por vía transbronquial permite muestrear tumores submucosos y lesiones mediastínicas, como también diagnosticar infecciones pulmonares y lesiones quísticas.

La presencia del patólogo durante el procedimiento es de vital importancia para evitar un excesivo número de punciones y así, reducir las posibles complicaciones como el neumotórax.

El diagnóstico citológico en una PAAF de pulmón es especialmente fiable en patologías como tumores neuroendocrinos o tumores pleurales, sobre todo si se diagnostican con bloques celulares.

Se ha demostrado que la PAAF de pulmón  es un método coste-efectivo para el diagnóstico, consiguiendo un menor tiempo de hospitalización y menores costes económicos.  Es un procedimiento que permite al clínico tener un diagnóstico fiable de la patología que presenta el paciente, para así tratarlo de una forma o de otra, sin la necesidad de técnicas más invasivas.

Fiabilidad de la PAAF de pulmón

puncion pulmon

La sensibilidad de esta prueba está alrededor del 80%, es decir, de los pacientes que tienen una patología, por el ejemplo cáncer, esta prueba detectará el 80% de ellos. El porcentaje de falsos positivos es muy bajo (menos del 0,5%) y normalmente se asocian a lesiones hamartomatosas.

También es cierto que estas cifras pueden variar en función de la experiencia del citopatólogo, aunque la mayoría de ellos son capaces de distinguir perfectamente entre los diferentes tipos de tumores primarios que podemos encontrarnos en el pulmón.

Complicaciones que puede tener la punción pulmonar

Las complicaciones graves son excepcionalmente raras pero existen. La hemorragia, el embolismo aéreo o el neumotórax a tensión son complicaciones que pueden provocar la muerte del paciente. Existen algunas condiciones que aumentan el riesgo de tener complicaciones. Algunas de estas son la edad avanzada, las punciones múltiples, el enfisema, lesiones a un nivel profundo o la inexperiencia del médico que realiza la punción.

La hemoptisis menor (expulsión de una pequeña cantidad sangre por la boca) también se ha visto en algunos pacientes después de la punción. Como también una pequeña hemorragia alrededor del lugar de la punción o una infección.

Se han descrito algunos casos de implantación tumoral en el recorrido de la aguja después de la punción.

Contraindicaciones que tiene una PAAF de pulmón

Los pacientes que no tienen el reflejo de la tos, que están inconscientes o que tosen inevitablemente, no deberían ser puncionados con aspiración. También deberían descartarse pacientes con enfermedades malformativas de vasos antes de realizarse la PAAF. En pacientes con hipertensión pulmonar, alteraciones de la coagulación o en tratamiento con anticoagulantes, la realización de una PAAF debería hacerse solo bajo circunstancias excepcionales por el riesgo aumentado de posibles complicaciones como la hemorragia.